Croquetas vegetarianas

Croquetas vegetarianas

¿Quieres una receta de croquetas vegetarianas realmente increíble, versátil y perfecta para cualquier momento del día?

Esta deliciosa receta de croquetas con vegetales son deliciosas tanto fritas como al horno.

Y si prefieres otros rellenos, visita esta página que cuenta con un montón de recetas de croquetas.

Crujientes por fuera y tiernas por dentro, y repletas de diferentes verduras, este aperitivo es lo suficientemente saludable, nutritivo y sabroso para cualquier momento del día, o como un simple acompañamiento. Son ideales para un snack entre horas, y por supuesto, su pequeño tamaño las hace ideales como aperitivo.

Y como su sabor es bastante básico, puedes jugar con ellas para obtener resultados totalmente diferentes cada vez que las prepares. Experimenta con mezclas de vegetales diferentes, o añade especias para que su sabor cambie cada vez: curry, eneldo fresco, pimentón, etc.

Las patatas que sean nuevas puedes cocerlas tal cual, sin pelarlas. Las pieles finas son nutritivas y apenas se notan entre las otras verduras en estas croquetas crujientes y nutritivas.

Tiempo de preparación: 60 minutos

Tiempo de cocción: 25 minutos

Tiempo total: 1 hora y 25 minutos

Ingredientes para 15 croquetas

Para el puré de patatas:

  • 700 g de patatas
  • 60 ml de leche vegetal (almendras, soja, etc.)
  • 2 cucharaditas de mantequilla vegana
  • 3/4 cucharadita de sal

Para las verduras de relleno:

  • 1-2 dientes de ajo, picados
  • 1 zanahoria, pelada y rallada
  • 1/4 de cebolla roja, finamente picada
  • 2 cebolletas, cortada en rodajas finas
  • 2 champiñones grandes, finamente picados
  • 1/3 taza de espinacas frescas, finamente picadas
  • 1 ramillete de brócoli, finamente picado
  • 1/4 de pimiento rojo, finamente picado
  • 2-3 cucharaditas de aceite
  • 1 pizca de sal

Para el empanado:

  • 60 g de harina
  • 120 ml de leche vegetal no endulzada
  • 1 pizca de sal
  • 2 cucharadas de almidón de maíz
  • 135 g de pan integral o pan blanco rallado

Cómo hacer croquetas vegetarianas

  1. Empezamos hirviendo las patatas en una olla con agua, durante unos 18-20 minutos, hasta que estén tiernas al pincharlas con un tenedor (pero sin esperar a que se deshagan).
  2. Después las escurrimos y colocamos en un recipiente, donde las machacaremos junto con la leche vegetal, 2 cucharaditas de mantequilla vegana y la sal. El resultado debe ser un puré de patata cremoso, que no tenga ningún trozo de patata grande. Lo reservamos a un lado.
  3. Para hacer el relleno, calentamos 2 a 3 cucharaditas de mantequilla vegana a fuego medio-alto en una sartén grande. Agregamos el ajo, la cebolla, las zanahorias, el brócoli, el pimiento rojo y los champiñones; y lo salteamos todo durante 2-3 minutos.
  4. Después de ese tiempo, incorporamos las espinacas y la cebolleta, sofriéndolo hasta que los ingredientes estén tiernos. Sazonamos el conjunto con una pizca de sal para darle sabor.
  5. Mezclamos las verduras con el puré de patatas, removiéndolo varias veces para que quede una mezcla homogénea. Después lo conservamos en el frigorífico para que enfríe lo suficientemente para poder trabajar con ello.
  6. Es el momento de formar las croquetas y empanarlas. Cogemos aproximadamente 2 cucharadas de la mezcla, y le damos forma de bola aplanada. Colocamos las croquetas en papel de pergamino. La mezcla da para aproximadamente 14 y 18 croquetas.
  7. Antes de empanarlas, las volvemos a introducir en el frigorífico (o congelador) para que estén firmes antes de volver a manipularlas.
  8. Distribuimos en 3 platos diferentes la harina, la leche vegetal junto con con el almidón de maíz bien mezclado, y el pan rallado. Pasamos cada croqueta primero por harina, luego por la leche espesada, y por último en el pan rallado, que quede bien empanada.
  9. Pasamos a freír las croquetas. Calentamos un generoso chorro de aceite a fuego medio. Una vez que el aceite esté bien caliente, freímos las hamburguesas en tandas de 1 a 5 (dependiendo del tamaño de la sartén de aceite), dándoles la vuelta después de aproximadamente 1-2 minutos. Cada croqueta debe estar dorada y completamente caliente en 2-3 minutos.
  10. Si quieres que las croquetas tengan menos aporte calórico, en vez de freírlas también podemos hornearlas. Con el horno precalentado a 225 grados, introducimos las croquetas en una bandeja de horno forrada con papel de horno, y dejamos que se horneen durante 10 minutos. Después de ese tiempo, les damos la vuelta y las horneamos por el otro lado por otros 5-10 minutos. ¡Ya se pueden servir!

Notas

Esta receta se puede congelar fácilmente, tanto antes como después de freírlas u hornearlas.

Cuidado con la temperatura del aceite. Si está demasiado caliente puede que el relleno se derrame. Asegúrate de que el aceite esté lo suficientemente caliente como para dorar las croquetas en 3 minutos o menos, o el relleno se puede salir.

Variaciones: Siéntete libre de jugar con los tipos y cantidades de vegetales utilizados. Al final, necesitas aproximadamente 1,5-2 tazas de vegetales finamente picados.

Las croquetas empanadas con panko no se doran muy bien en el horno, y terminan pareciendo un poco pálidas y poco atractivas. Si quieres hornear tus croquetas, te recomiendo usar pan rallado normal, porque consiguen un bonito color marrón dorado cuando se hornean.

Lo último